in

‘NYC Point Gods’ de Showtime disfruta de los bases de la ciudad, desde Bob Cousy hasta Kenny ‘The Jet’ Smith y Sue Bird

La República Dominicana ha sido durante mucho tiempo un semillero de futuros talentos de la MLB. Muchos de los mejores jugadores de la NFL provienen de Florida, Texas o California. En la NBA moderna, no hay un caldo de cultivo claro para el estrellato que destaque sobre el resto. Por ejemplo, el primer equipo All-NBA de este año contó con jugadores criados en Grecia, Serbia, Eslovenia, Missouri y Michigan; es difícil encontrar una amalgama de orígenes más dispar.

Sin embargo, hubo un tiempo en que había una ciudad de baloncesto para gobernarlos a todos, al menos en lo que respecta a los bases. La ciudad de Nueva York ha producido algunos de los mejores generales de piso en la historia de la NBA, y tuvo una racha que se extendió desde la década de 1960 hasta la década de 2000 que desarrolló su reputación como quizás la mejor ciudad de baloncesto del país.

El diez veces All-NBA Kevin Durant, quien durante mucho tiempo se clasificó a sí mismo como un estudiante del juego, rindió homenaje al legendario linaje de bases de la ciudad de Nueva York a través del documental, «NYC Point Gods», que se estrena en Showtime el viernes a las 9 p. m., hora del Este (haga clic aquí para ver información).

Hay 49 jugadores nacidos en Nueva York que Basketball Reference enumera actualmente como «activos». Por supuesto, no todos esos jugadores crecieron en la ciudad, pero muestra que su impacto en el juego sigue siendo fuerte. Antes del debut del documental, echemos un vistazo a algunos de los bases más destacados de la ciudad de Nueva York. Todos sabemos que algunas de las leyendas del streetball más talentosas de la ciudad nunca llegaron a las filas profesionales, pero esta lista se centrará en aquellos que jugaron en la NBA o la WNBA.

Bob Cousy (NBA: 1950-70)

Escuela secundaria: Andrew Jackson (Reinas)

Cousy es una de las figuras preeminentes de los primeros días de la NBA, y llevó a los Boston Celtics a seis títulos de la NBA entre 1957 y 1963. No hay suficiente espacio, ¡ni siquiera en Internet! — para enumerar todos los elogios de este miembro de 1971 del Salón de la Fama del Baloncesto Naismith Memorial. A pesar de que el guardia de la NBA recientemente retirado, JJ Redick, afirmó que la leyenda de los Celtics jugaba con «fontaneros y bomberos», Cousy sentó las bases para el futuro éxito de la liga y allanó el camino para que lo siguieran una serie de armadores de la ciudad de Nueva York.

Lenny Wilkens (NBA: 1960-75)

Escuela secundaria: Chicos (Brooklyn)

Quizás conocido tanto por su destreza como entrenador como por sus días como jugador, Wilkens fue nueve veces All-Star de la NBA como miembro de cuatro franquicias diferentes. Promedió 16,5 puntos, 6,7 asistencias y 4,7 rebotes por partido en su carrera, y fue el segundo de todos los tiempos en asistencias en el momento de su retiro. Wilkens fue incluido en el Salón de la Fama como jugador en 1989, y luego nuevamente como entrenador en 1998, poniendo un signo de exclamación en una tremenda carrera.

Nate «Tiny» Archibald (NBA: 1970-84)

Escuela secundaria: DeWitt Clinton (El Bronx)

Archibald, una leyenda del patio de juegos del sur del Bronx, no permitió que su estatura relativamente diminuta (6 pies 1 pulgada, 150 libras) le impidiera una carrera en el Salón de la Fama de la NBA. Fue incluido en el equipo All-NBA cinco veces, llevándose a casa el título de anotador de la liga en 1979 mientras ganaba un campeonato como miembro de los Boston Celtics en 1981. Archibald fue incluido en los equipos del 50.º y 75.º aniversario de la NBA, y su No La camiseta número 1 fue retirada por los Sacramento Kings. Hasta que Trae Young logró la hazaña en 2021-22, Archibald fue el único jugador que lideró la NBA en puntos totales y asistencias en la misma temporada cuando lo hizo en la campaña 1972-73.

Dwayne «Perla» Washington (NBA: 1986-89)

Escuela secundaria: Niños y niñas (Brooklyn)

La carrera profesional de Washington no resultó como él esperaba, pero está en esta lista debido a su estatus legendario como un fenómeno del patio de recreo. Se ganó el apodo de «Perla» como un niño de ocho años en el Howard Housing Project en Brownsville, una comparación con el héroe de los Knicks, Earl «The Pearl» Monroe. Washington jugó solo tres temporadas en la NBA para los New Jersey Nets y Miami Heat, pero siempre será recordado como una leyenda en las canchas de baloncesto de la ciudad de Nueva York.

Kenny «El Avión» Smith (NBA: 1987-97)

Escuela secundaria: Arzobispo Molloy (Queens)

Quizás mejor conocido por las generaciones más jóvenes como uno de los rostros del popular «Inside the NBA» de TNT, Smith fue un All-American de McDonald’s para Archbishop Molloy en Queens antes de protagonizar en Carolina del Norte. Seleccionado sexto en el draft por los Sacramento Kings en 1987, Smith ganó títulos consecutivos con los Houston Rockets en 1994 y 1995. Después de retirarse, Smith se convirtió rápidamente en un nombre familiar a través de apariciones en televisión y cine, más recientemente protagonizando junto a Adam Sandler en ‘Ajetreo’.

Mark Jackson (NBA: 1987-2004)

Escuela secundaria: Obispo Loughlin (Brooklyn)

Jackson es Nueva York de cabo a rabo, creció como un elemento fijo del streetball en Queens antes de protagonizar la universidad en St. John’s y luego fue reclutado por los New York Knicks, donde pasó las primeras cinco temporadas de su carrera. El héroe local fue nombrado Novato del Año de la NBA en 1988, y siguió con una aparición en el Juego de Estrellas en su segunda temporada. Jackson, quien jugó 17 temporadas en la NBA, tiene la quinta mayor cantidad de asistencias en la historia de la liga y pasó tres temporadas como entrenador en jefe de los Golden State Warriors antes de iniciar una exitosa carrera como locutor.

Rod Strickland (NBA: 1988-2005)

Escuela secundaria: Truman (El Bronx)

Después de ganar un título estatal en la escuela secundaria, Strickland se unió a Jackson cuando fue reclutado por los New York Knicks en 1988. A pesar de ser extremadamente productivo en prácticamente todas las paradas, Strickland saltó a 10 franquicias diferentes en el transcurso de su carrera de 17 años. Lideró la liga en asistencias como miembro de los Washington Wizards en 1998, cuando fue incluido en el segundo equipo All-NBA. En su carrera, Strickland promedió 13,2 puntos y 7,3 asistencias, y es considerado uno de los mejores manejadores de balón de la historia.

Kenny Anderson (NBA: 1991-2005)

Escuela secundaria: Arzobispo Molloy (Queens)

El primero cuatro veces Parade All-American desde Lew Alcindor, Anderson fue ungido como la próxima leyenda del baloncesto de Nueva York a una edad extremadamente temprana. Después de protagonizar en Georgia Tech, los New Jersey Nets lo seleccionaron segundo en la selección general y lo nombraron para el equipo All-Star en 1994. La carrera de Anderson en la NBA a veces se ve como una decepción debido a las altas expectativas que tenía con él, pero Terminó jugando 14 temporadas en la NBA con nueve franquicias diferentes, promediando 12,6 puntos y 6,1 asistencias.

Stephon Marbury (NBA: 1996-2009)

Escuela secundaria: Abraham Lincoln (Brooklyn)

Siguiendo el camino de Jackson y Anderson, Marbury ganó los honores de Mr. Basketball del estado de Nueva York (y el apodo de «Starbury») en Lincoln y finalmente fue seleccionado cuarto en la general en 1996 por los Milwaukee Bucks, quienes lo enviaron a los Minnesota Timberwolves. a cambio de Ray Allen y una selección de primera ronda en la noche del draft. Marbury obtuvo dos apariciones en el Juego de Estrellas y dos selecciones All-NBA como miembro de los New Jersey Nets y Phoenix Suns, y luego fue traspasado a los New York Knicks de su ciudad natal en 2004. Terminó su carrera en la NBA con promedios de 19.3 puntos y 7.6 asistencias por partido antes de viajar al extranjero para resucitar su carrera. Marbury se convirtió en tres veces campeón de la Asociación China de Baloncesto y en uno de los jugadores más populares de la liga.

Nancy Lieberman (WNBA: 1997, 2008)

Escuela secundaria: Far Rockaway (Reinas)

Lieberman es una de las figuras formativas en la historia del baloncesto femenino y se ganó el apodo de «Lady Magic» debido a su combinación de manejo del balón, pases, anotaciones, destello y carisma. Jugó profesionalmente en la WABA y ganó un título con los Dallas Diamonds en 1984. Se quedó el tiempo suficiente para jugar en la temporada inaugural de la WNBA en 1997, convirtiéndose en la jugadora de mayor edad en la historia de la liga a los 39 años. Se retiró brevemente en 2008. para romper su propio récord, jugando un partido para los Detroit Shock cuando tenía 50 años. Lieberman fue elegida para el Salón de la Fama del Baloncesto Naismith y para el Salón de la Fama del Baloncesto Femenino en 1999. También ha sido entrenadora en la WNBA, la G League, la NBA y BIG3.

Dios Shammgod (NBA: 1997-98)

Escuela secundaria: Academia La Salle (Manhattan)

La leyenda de Shammgod está tan arraigada en la cultura del baloncesto que incluso tiene un movimiento que lleva su nombre.

Después de dos años en Providence, Shammgod fue reclutado en la segunda ronda por los Washington Wizards en 1997. Solo jugó 20 partidos de la NBA, pero prácticamente todos los fanáticos del baloncesto conocen su nombre debido a su influencia en el deporte.

Rafer Alston (NBA: 1999-2010)

Escuela secundaria: Benjamín N. Cardozo (Queens)

Más conocido como «Skip to My Lou», Alston es una leyenda del streetball de Nueva York que ayudó a lanzar los populares AND1 Mixtapes de finales de la década de 1990 y principios de la de 2000. Después de parar en tres colegios universitarios y finalmente en Fresno State, Alston fue seleccionado en el puesto 39 en general por los Milwaukee Bucks en 1998, y eventualmente jugó para seis franquicias diferentes durante su carrera de 11 años en la NBA con un promedio de 10.1 puntos y 4.8 asistencias por juego.

Sue Bird (WNBA: 2002-presente)

Escuela secundaria: Cristo Rey (Reinas)

Otra en la larga línea de bases de Nueva York, los logros de Bird hablan por sí mismos, y ya es ampliamente reconocida como una de las mejores jugadoras en la historia del baloncesto. Además de todos sus honores universitarios y del equipo de EE. UU., Bird es cuatro veces campeona de la WNBA, 13 veces All-Star de la WNBA y es la líder en asistencias de todos los tiempos de la liga. Ha jugado sus 20 temporadas en la WNBA para las Seattle Storm, con las que se retirará después de la temporada 2022.

Sebastián Telfair (NBA: 2004-13)

Escuela secundaria: Abraham Lincoln (Brooklyn)

Un recluta destacado en Lincoln que también es primo de Stephon Marbury, se esperaba que llevara la antorcha de los bases de Nueva York. Telfair ingresó a la NBA directamente después de la escuela secundaria, un año después de que lo hiciera LeBron James, con mucha expectación detrás de él, ya que fue el tema del documental de 2005, «Through the Fire». Los Portland Trail Blazers lo seleccionaron en el puesto 13 en el draft, pero nunca encontró su equilibrio como jugador de la NBA. Jugó para ocho franquicias en 10 años, promediando 7,4 puntos y 3,5 asistencias por partido.

Escuela secundaria: Arroz (Harlem)

Walker, un All-American de McDonald’s en Rice, se metió en la tradición de la ciudad de Nueva York durante un destacado Torneo Big East 2011 en el Madison Square Garden, cuando llevó a UConn a cinco victorias en cinco días, incluido un zumbador contra el No. 3 clasificado. Pittsburgh.

UConn ganó el título de la NCAA esa temporada, con Walker ganando el Jugador Más Destacado, y los Charlotte Bobcats lo seleccionaron noveno en la selección general un par de meses después. Walker es cuatro veces All-Star, y también ganó los honores del tercer equipo All-NBA en 2019, cuando promedió 25.6 puntos por juego, el máximo de su carrera.



Fuente

Escrito por Redaccion NM

F1 – Sainz, el más rápido en los entrenamientos iniciales del Gran Premio de Hungría

Hayley Williams: ‘Bloc Party fue la referencia número uno porque había mucha urgencia en su sonido’